«No dejes que otros caigan»

Cada mañana preparo para desayunar un «black chai» de la marca Yogi Tea. Es una mezcla para infusión ayurvédica a base de especias cuidadosamente seleccionadas y té negro de Assam, la variedad tal vez más popular para convertirla en un exquisito blend de gusto delicado y al mismo tiempo explosivo.

El té de Assam se cultiva a nivel del mar en la región que le da nombre, situada en el Himalaya Oriental. Crece en arbustos de hasta 20 metros de altura, con hojas que se desarrollan hasta alcanzar los 20 centímetros de largo, en suelos arcillosos y ricos en nutrientes, bajo temperaturas que fluctúan del calor más extremo hasta el frío de un invierno siempre húmedo, penetrante y a veces cruel. Estamos en la India…

La variedad «black chai” elaborada por la Empresa alemana Golden Temple Natural Products, es un preparado biológico a base de té negro, jengibre, canela, anís, achicoria tostada, rooibos, pimienta negra, clavos, extracto de canela y aceite de jengribre. El resultado es, sencillamente, delicioso; un paladar excelente para los adictos a la gastronomía especiada. Pero el gusto indiscutiblemente exótico de esta variedad que sólo he podido localizar en algunas tiendas muy seleccionadas de Madrid, no es para mí el único aliciente por el que definitivamente he optado por serle infiel al café de toda la vida… Sigue leyendo ««No dejes que otros caigan»»